Venezuela rechaza enérgicamente declaraciones de Alta Representante de la UE Federica Mogherini

El Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela denuncia una vez más ante la comunidad internacional la reiterada agresión del gobierno de los Estados Unidos de América contra el pueblo venezolano, al anunciar medidas coercitivas unilaterales ilegales, cuyo fin criminal, en esta oportunidad, no es otro que el de privar al pueblo venezolano de su derecho a la alimentación.

La Administración Trump ha bloqueado transacciones bancarias, compras de alimentos y medicamentos, y ha efectuado un sinnúmero de acciones con el fin de desconocer la voluntad soberana del pueblo venezolano y forzar un cambio de gobierno por vías no constitucionales. Tales prácticas sólo pueden calificarse como terrorismo económico y cuentan con el rechazo de la comunidad internacional, ante la notable violación a los principios y propósitos de la Carta de Naciones Unidas y otras normativas del derecho internacional.

En una abierta demostración de desespero político y geopolítico y ante la incapacidad del gobierno de Estados Unidos de alcanzar sus objetivos injerencistas en Venezuela, las decisiones anunciadas hoy, se suman a la perversa campaña de calumnias en contra de la familia del Presidente Constitucional, Nicolás Maduro Moros, en otro infructuoso intento por afectar la moral incólume del Jefe de Estado.

El Gobierno Bolivariano de Venezuela, acompañado del pueblo venezolano, no cederá hoy, mañana, ni nunca, ante chantajes de poderes imperialistas soberbios. Por el contrario, los enfrentará con valentía, dignidad y convicción democrática, como lo ha hecho siempre, para hacer valer sus derechos a la libertad, la autodeterminación y la independencia.

Caracas, 25 de julio de 2019