Venezuela reitera en la ONU posición histórica a favor de la eliminación total de las armas nucleares

Escrito por Enio Melean

El ministro del Poder Popular para Relaciones Exteriores, Félix Plasencia, reiteró este martes la histórica posición de principios de la República Bolivariana de Venezuela en torno a la necesidad de eliminar completamente las armas nucleares como única garantía contra su potencial empleo, así como su firme compromiso en la promoción y consolidación de un mundo más seguro y pacífico.

El Canciller enfatizó esta postura del Gobierno Bolivariano durante la Reunión Plenaria de Alto Nivel de la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) para celebrar y promover el “Día Internacional para la Eliminación Total de las Armas Nucleares”, que tuvo lugar en Nueva York, Estados Unidos.

Argumentó que las armas nucleares y de destrucción masiva constituyen un riesgo latente que amenaza todas las formas de vida existentes en el planeta y que el Tratado de No Proliferación de Armas Nucleares sigue siendo la piedra angular del régimen de desarme y que su puesta en práctica, sobre la base de un multilateralismo reforzado, puede ser de utilidad para contener y disipar estas peligrosas tendencias.

“Aunque observamos con satisfacción los acuerdos alcanzados sobre la base del New Start, seguimos preocupados ante las perspectivas de una nueva carrera armamentista nuclear, incluyendo el uso del espacio ultraterrestre para su despliegue”, alertó el jefe de la diplomacia venezolana.

El canciller Plasencia exhortó a los Estados poseedores de armas nucleares a adoptar sin más demoras medidas orientadas al desarme general, completo, no discriminatorio y sin dobles raseros, y con estricto apego a los principios de transparencia, irreversibilidad y verificabilidad.

“Como Estado no poseedor de armas nucleares, Venezuela siempre ha condenado la producción, el almacenamiento, el uso y la amenaza de uso de las armas de destrucción masiva, incluyendo las nucleares”, aseguró el Ministro, quien afirmó que esta posición histórica se ha visto robustecida por el consenso regional, que mediante el mecanismo CELAC declaró a América Latina y el Caribe como Zona de Paz en 2014.

En su intervención, aseguró que la República Bolivariana de Venezuela ha cumplido con las disposiciones del Artículo 2 del Tratado sobre la Prohibición de las Armas Nucleares, en tanto ratificó la disposición de continuar trabajando de manera constructiva con los miembros de la comunidad internacional para avanzar en el proceso de desarme nuclear.

Venezuela además se adhirió a la declaración que sobre el tema abordado fijó el Movimiento de Países No Alineados (MNOAL).